Slider

Principales puentes de la ciudad

Ratio: 5 / 5

Inicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activado
 
Valoración:
( 1 Rating )
Pin It

Principales puentes de la ciudad.

Los puentes para Matanzas son testimonios indisolubles de su imagen e identidad, además de haber sido testigos de su historia y raíces, llegando a constituir hitos significativos de su memoria viva tangible e intangible. Matanzas a partir de su fundación, es la ciudad cubana con la mayor cifra de puentes (alrededor de veinte); todos han estado relacionados con su historia, su geografía, política, con las costumbres y hábitos de sus pobladores y más que eso, con el desarrollo económico social y cultural.

Puente La Concordia/José Lacret Morlot. Grado de protección: Primer Grado de Protección.

59_Image326.jpeg

El símbolo de Matanzas está asociado a este puente, el primero de hierro levantado en Cuba, por el Arq. Pedro Celestino del Pandal. Es un puente de estructura metálica, de arcos rebajados de hierro dulce con 36ms de luz, tablero superior apoyado en estribos cerrados de sillería. Su construcción se inicia el primero de febrero de 1875. La construcción de los estribos duró más de dos años, terminándose el hincado de los 360 pilotes de madera de Júcaro, al cierre del año 1876. A Nueva York fue encargada la estructura metálica, la cual llega al puerto matancero el 14 febrero 1877 y los adoquines de granito y losas silíceas para el pavimento del puente y acera en abril de 1878. La inauguración aconteció el 4 de noviembre de1878, con la presencia del entonces Capitán General Arsenio Martínez Campos. Un mes antes el licenciado Carlos Ortiz Coffigny, Regidor Síndico Suplente, propuso el nombre de “Puente de La Concordia”, en alusión a la firma, ese año, del Pacto de Zanjón, con el que falsamente se aludía a la “paz” sellada por la Guerra Grande y con la cual no se había logrado la independencia real de la isla.

Puente de Bailén / Calixto García. Grado de protección: Primer Grado de Protección.

59_Image327.jpeg

El 26 de noviembre de 1890, Don Pedro Celestino del Pandal presentó al Secretario del Ayuntamiento el dictamen sobre el estado del puente provisional de madera en el río San Juan, en el emplazamiento en que estuvo el de Bailén. En este caso determinó que se mantenía en condiciones de servicio, excepto el entablado del piso, sometido a un notable desgaste en sus tres años de explotación. El cabildo ordinario celebrado el 12 de octubre de 1891 acordó por unanimidad que el puente se construyera de una luz única en toda su extensión, dejándose expeditos los viaductos, uno a cada lado de las orillas del río. La estructura metálica fue adjudicada a la Sociedad Anónima de Talleres y Fundiciones de “Baume y Marpent”, de Bélgica, según contrato firmado el 24 de febrero de 1893. Su tipología constructiva se basa en armaduras metálicas independientes, con luz única de 73 metros y 6,3 de ancho.

Su construcción se inició en 1896, pero las autoridades españolas deciden aplazar la ejecución por su alto costo y por las circunstancias difíciles que imponían la guerra. Los trabajos se reanudaron a fines de 1897, después de toda una cadena de hechos motivados por dificultades en los trabajos de montaje, específicamente con el remachado de los elementos. El 20 de enero de 1899 entró a la ciudad el Ejército Libertador, que cruzó el río San Juan por el nuevo puente, al frente marchaba el General Pedro Betancourt, jefe de las fuerzas de la provincia. Posteriormente (1899) se dispuso la nueva denominación de “Calixto García”, en honor a su impecable hoja militar.

Puente de Hierro sobre el río Yumurí Grado de protección: Primer Grado de Protección.

En el año 1839 ya se había aprobado por el Gobierno Superior de la Isla, la ejecución del Ferrocarril Matanzas a la Sabanilla del Encomendador. En 1867 cuatro compañías foráneas habían transformado los campos matanceros con este sistema de comunicación. Como una necesidad de conducir al puerto todas las producciones del territorio Centro- Oeste de la provincia, y ante el marcado interés de los inversores norteamericanos, en el año 1904, el 8 de abril, queda inaugurado el Ramal de Acceso Ferroviario al Puerto de Matanzas, al concluirse la ejecución de los puentes sobre los dos ríos que atraviesan la ciudad, siendo el segundo de ellos, el llamado Puente de Hierro en el Yumurí.

Puente Giratorio sobre el río San Juan, para el ferrocarril de acceso al puerto. Grado de protección: Primer Grado de Protección.

60_Image331.jpeg

El desarrollo del ferrocarril a finales del siglo XIX, como consecuencia de la gran producción azucarera, motivó la construcción, sobre el río San Juan, de un novedoso puente. El mismo cuenta con un sistema de ruedas dentadas, conectadas a un motor propulsor que garantizaba el giro de la estructura en noventa grados; esta operación se realizaba en un minuto y cuarenta y cinco segundos, para dejar abierto el río San Juan al cruce de las embarcaciones, que desde el mar se dirigían a cargar en los almacenes. El motor fue fabricado en Filadelfia, con piezas remachadas entre sí. En los primeros tiempos utilizaba pilas secas de magneto; apenas un año de su funcionamiento se cambió por un motor eléctrico, tenía semáforos y aceiteras, las que debían utilizarse para engrasar los mecanismos día a día, a fin de que no se oxidaran por el agua de mar. Otra condición inviolable era la de girar al menos una vez a la semana. Este puente está ubicado a menos de doscientos metros del puente de “La Concordia” o “General Lacret Morlot”. Construido en acero, su tipología constructiva se basa en un tablero inferior con armaduras independientes, todo lo cual se apoya sobre una sólida base, originalmente de madera y posteriormente -en 1977- de hormigón armado. Está catalogado como una de las obras más notables de la ingeniería cubana, única de su tipo existente en el país.


Puente Sánchez Figueras en el río San Juan. Grado de protección: Primer Grado de Protección.

61_Image334.jpeg

La construcción de este nuevo puente fue una aspiración de los vecinos de los barrios que enlazaba (Matanzas y Pueblo Nuevo). Iniciada su construcción a finales de 1915, se abrió al público el domingo 16 de agosto de 1916. Proyectado por el ingeniero Armando Macías López y ejecutada su construcción por Conrado Martínez. Esta obra representó el eje de la lucha entre políticos de la época, fue defendida por el representante general del gobierno en Matanzas, Silverio Sánchez Figueras, otrora General de la Guerra de Independencia y cuyo nombre le fue adjudicado al puente. Será el quinto puente centenario de la ciudad en servicio; su valor técnico está dado por ser el primero de su tipo en la urbe con el uso del hormigón armado. Sólo ha sido cambiado el diseño original de sus barandas.

 

Poder en un clic

Desde el Gobierno depositamos nuestra atención en este soporte que, mediante la participación ciudadana, deberá convertirse en una herramienta para la gestión, interacción y diálogo social. Ponemos a su disposición las primeras encuestas de esta sección, cuyo objetivo es evaluar el estado de opinión general con respecto al Portal.

Agradecemos su participación.

¿Cómo evalua el portal del ciudadano?
De estos organismos, ¿cuál ha sido más eficiente en dar respuesta?
A su juicio, nuestra prioridad de trabajo con el portal debería enfocarse en: